Las mejores tarjetas para viajar al extranjero sin comisiones

Las tarjetas para viajar al extranjero son las mejores opciones para que, como se dice coloquialmente, no te “crujan” a comisiones (especialmente cuando el viaje se realiza a países en los que el euro no es la moneda oficial).

A continuación vamos a mostrarte las distintas formas de sacar dinero cuando te encuentres en el extranjero, las mejores tarjetas de crédito para viajar y algunos consejos que, sin duda, te serán útiles para ahorrar un buen dinero durante tu estancia.

¿Cómo sacar dinero en el extranjero?

Aunque siempre es aconsejable llevar algo de dinero en metálico y de curso corriente en el país de destino, lo cierto es que nunca se aconseja llevar más de 200 o 300 euros a los sumo, ya que corres el riesgo de que algún caco se aproveche de un descuido o de dejarte la cartera en algún sitio.

De este modo, el uso de tarjetas de crédito es lo más habitual y recomendable cuando se viaja al extranjero. ¿Problema? Las comisiones, evidentemente, que en ocasiones pueden llegar a ser sangrantes.

Las comisiones por sacar cualquier cantidad de dinero de un cajero pueden rondar el 5%, aunque la cosa puede llegar a ser aún mayor dependiendo del país en el que te encuentres o si este es miembro o no de la Unión Europea.

Además existen otras comisiones dependiendo del tipo de cambio. Aunque mayoritariamente se utiliza el propio de la tarjeta, no es extraños que el banco le añada una comisión. Por otro lado, la comisión del propio banco local puede llegar a suponer un gasto de hasta 6 euros.

En definitiva, que si tu intención es disponer de, por ejemplo, 500 euros en un cajero extranjero al final puedes llegar a dejarte uno 30 o 35 euros en comisiones. Y esto no es ninguna broma, especialmente en viajes de larga duración con la familia, cuando el dinero vuela.

Sin embargo, no debes preocuparte. No hay problema sin solución y, afortunadamente, existen numerosos modelos de tarjetas para viajar al extranjero sin comisiones. Veamos las que, en nuestra opinión, son las mejores.

Tarjetas sin comisiones para viajar N26

Para nosotros, las N26 son, sin ningún género de duda, las mejores tarjetas para viajar. N26 es un joven banco alemán que comenzó su andadura en el año 2015 y que lleva operando en España desde el 2018. Su apuesta se aleja notablemente de la de los bancos tradicionales (es decir, que no te cobran por absolutamente todo).

Su producto estrella es su tarjeta Mastercard, ideal para viajar con las mínimas comisiones o, incluso, sin ninguna clase de comisión. Existen diferentes planes N26 diferentes, con diferentes presupuestos y prestaciones.

El plan N26 Estándar es completamente gratuito y sin permanencia. Su tarjeta te permite hasta 5 retiradas gratuitas, con 2 euros de comisión a partir de la 6ª disposición, y una comisión del 1,7 cuando las retiradas sean en moneda extranjera.

Además, las transferencias internacionales son totalmente gratuitas. Es el plan más básico que ofrece este banco germano, pero es indudable que ya mejora notablemente las condiciones de otros bancos.

El plan N26 You sale por 9,90 euros al mes y tiene una permanencia obligada de un año. Sin embargo, sale muy a cuenta. Mantiene las 5 retiradas gratuitas del plan anterior y las transferencias internacionales gratis, sin embargo añade a sus prestaciones las retiradas en el extranjero sin comisiones, descuentos con empresas colaboradoras y un seguro de viaje (una contratación fundamental en cualquier viaje que emprendas.

Solo por este último punto el plan You es un auténtico chollo). Los seguros adscritos a N26 You incluyen cobertura médica, equipaje, vuelo, autoservicio de scooter, bicicleta o coche, cancelación o modificación y deportes de invierno.

Por último, el plan N26 Metal es el más completo del banco alemán, con un coste de 16,90 euros por mes y un año de permanencia. Incluye todas las prestaciones del plan You, a las que añade 8 retiradas en efectivo gratis (con 2 euros de comisión a partir de 9º disposición) un servicio preferente de atención al cliente y una ampliación del seguro por daños en el coche que alquiles y por pérdida o robo del móvil

La gestión de tu cuenta y tarjeta N26 se realiza a través de la página de clientes de su web o mediante su intuitiva APP, que cuenta con todas las categorías que te puedan hacer falta, como los últimos movimientos, activación y desactivación de la tarjeta, creación de grupos, fijación de límites, realización de transferencias, etc.

Puedes aumentar tu saldo mediante pagos con tarjeta (recibiendo el dinero de forma inmediata) o mediante una transferencia normal (el dinero tardará entre uno y dos días en llegarte, al igual que ocurre cuando realizas esta operación en un banco tradicional).

Para solicitar tu tarjeta N26 tendrás que darte de alta en su página web, completar el registro en la APP y, por último, activar tu tarjeta. No te preocupes, está todo muy bien indicado y no te llevará mucho tiempo.

En resumen, las principales ventajas de la tarjetas para viajar sin comisiones N26 son el ahorro que te suponen en gastos innecesarios cuando realizas gestiones con los bancos, sus importes ilimitados en las retiradas de cualquier clase moneda, euros o extracomunitarias, la aplicación del cambio oficial de la tarjeta Mastercard y la posibilidad de contratación de completos seguros de viajes.

Además, hemos reservado para el final una sorpresa: con la opción Cash Advance podrás sacar dinero directamente en la ventanilla del banco y ahorrarte cualquier tipo de comisión del cajero local, así como el 1,7% de recarga del plan N26 Estándar.

En cuanto a los inconvenientes, son realmente pocos: la comisión del 1,7% del plan Estándar (eliminable con la opción Cash Advance), la obligatoriedad de permanencia en los planes You Y Metal, los límites de retiradas en euros (aunque en monedas extracomunitarias no lo hay) y, finalmente, que la N26 no es una tarjeta de crédito para viajar, sino de débito, por lo si necesitas contratar un coche de alquiler tendrás que llevar contigo una tarjeta de crédito (algo que siempre se exige al alquilar un vehículo).

Tarjetas para viajar VIVID

Sin duda, y tras la N26, la Vivid se encuentra entre las mejores tarjetas para viajar sin comisiones.

Vivid Money es otro banco alemán online aún más joven que N26. Inició su andadura en el año 2019 y permite cualquier tipo de operación digital desde su APP, que está disponible para iOS y Android.

Aunque se trata de un banco digital, la apertura de una cuenta de ahorro en Vivid Money te permite realizar distintas transferencias e inversiones sin ningún tipo de comisión, al igual que ocurre con sus tarjetas para viajar y con el cambio de divisas (lo que la ha hecho muy popular en su cort trayectoria a la hora de compras online o en comercios no pertenecientes a la zona euro.

Existen dos opciones para adquirir la tarjeta Vivid en formato físico, pagar 9,90 euros o ingresar 200 euros o más en la cuenta que abras en el banco (con lo que la tarjeta te saldrá gratis).

Para abrir una cuenta Vivid es necesario ser mayor de 18 años. La contratación y el acceso a la APP se realiza a través de su página web.

La APP de Vivid es absolutamente imprescindible para poder trabajar con este banco ya que carece de cajeros propios y de oficinas. Es muy completa e intuitiva y te permite realizar un gran número de acciones, como consultar tus movimientos, realizar transferencias monetarias o bloquear la tarjeta en el caso de que la hayas perdido o te la hayan sustraído.

Al igual que ocurre con la N26, existen diferentes modelos de tarjetas Vivid. En este caso tres: la Vivid Standard y la Vivid Prime (ambas físicas) y la tarjeta virtual.

La Vivid Standard es totalmente gratuita, te permite el cambio de hasta 40 divisas distintas, las retiradas en cajeros son gratuitas hasta los 200 euros y te permiten recargas instantáneas de hasta 200 euros al mes, entre otras prestaciones.

En cuanto a la Vivid Prime, su coste es de 9,9 euros al mes, con 105 divisas distintas y retiradas gratis en cajeros hasta una cantidad de 1.000 euros.

Por último, la tarjeta virtual tine la ventaja de que no la puedes perder ni te la pueden robar. En cuanto la solicites te aparecerá en la APP de forma instantánea. Es gratuita para quienes cuenten con una cuenta Premium y de 1 euro para quienes posean una cuenta Standard.

Son muchas las ventajas que convierten a la Vivid en una de las mejores tarjetas para viajar al extranjero, como su acceso a más de 100 divisas distintas, la posibilidad de enviar y recibir transferencias, la existencia de una opción totalmente virtual, una atención al cliente muy eficiente y el conocido como Cashback de Vivid, una prestación que te devuelve 0,01 euros en cada compra de entre 1 y 20 euros durante el mes (en la opción Standard), y el 0,01% de todas las compras, 0,1% en cualquier compra realizada en comercios físicos que no pertenezcan a la zona euro y el 3% de los pagos en restaurantes que no pertenezcan al Espacio Económico Europeo. Sin duda, una prestación muy generosa para tu bolsillo.

Entre sus inconvenientes hay que indicar que, al tratarse de una tarjeta de débito, es posible que no te la acepten en algunos alojamientos y comercios de algunas zonas del mundo o que, como ocurre con N26, no puedas alquilar un coche con ella. Por eso es recomendable que durante tus estancias cuentes también con algunas de las mejore tarjetas de crédito para viajar al extranjero.

La tarjeta Vivid tampoco tiene ningún control sobre las comisiones que te pueda imponer el propio banco local en el que estés disponiendo del dinero.

Tarjeta para viajar prepago REVOLUT

Revolut se encuentra entre las mejores tarjetas prepago para viajar al extranjero. Al igual que las anteriores, se trata de una tarjeta de débito, no de crédito. Existen 4 tipos de cuentas/tarjetas Revolut: Estándar, Plus, Premium y Metal.

La tarjeta Revolut Estándar es gratuita y te permite sacar sin pagar comisión hasta 200 euros, o equivalentes, al mes. La conversión de moneda te sale también gratis hasta los 6.000 euros. Además te permite almacenar dinero en distintas divisas, realizar transferencias internacionales sin comisión y accesos a 5 criptomonedas.

La tarjeta Revolut Plus tiene un coste de 2,99 euros pero cuenta con mejores prestaciones que la anterior. Por ejemplo, a partir de 15.000 euros en la cuenta genera intereses, además de contar con un seguro por daños accidentales en tus compras y una cobertura por la sustracción del teléfono.

La tarjeta Revolut Premium, con un coste de 7,99 euros al mes, incluye un seguro de viaje, acceso a salas VIP de aeropuertos de buena parte del mundo, cambios ilimitados de moneda, retiradas de dinero de hasta 400 euros al mes en cajeros sin comisiones y 5 tarjetas virtuales.

La tarjeta Metal es la que tiene un precio más elevado pero también la más completa. Además de todas las prestaciones de la Premium, ofrece un reembolso por compras del 0,1% dentro del continente europeo y de hasta el 1% fuera del mismo.

Las principales ventajas de las tarjetas para viajar al extranjero Revolut son que te permite operar con más de 125 divisas, intercambiar hasta 26 divisas a través de su APP, realizar transferencias gratuitas a nivel nacional e internacional, recargar en el momento que lo necesites, una contratación online muy rápida (no tardarás ni 10 minutos) y la posibilidad de contratar seguros de viaje.

Los inconvenientes no son muchos. Se puede mencionar la necesidad de pagar 6 euros si deseas contar con una tarjeta física, las cuotas mensuales en todas las variedades, salvo la estándar (aunque esto es muy común) o la necesidad de contar con, al menos, 10 euros en la cuenta para poder operar con la tarjeta (recuerda que se trata de una tarjeta prepago de débito).

Consejos para pagar con tarjeta en el extranjero

Al viajar hay que ser tan cauteloso con el dinero en efectivo como con las tarjetas que lleves encima. Procura estar muy atento y, ante cualquier robo o extravío, anúlalas sin dilación.

En muchas ocasiones los bancos extranjeros te cobran una comisión. Sin embargo, algunos no lo hacen, como el ANZ de Australia, por ejemplo. Es muy aconsejable que antes de viajar a algún país te informes de cuáles son los bancos que no cobran comisiones para hacer tus disposiciones en tarjetas en los mismos.

Mucho cuidado al sacar al marcar tu pin en el cajero, es posible que algún caco esté ojo avizor y te la pueda clonar. Procura hacerlo siempre tapándote con la otra mano.

Aunque las tarjetas sin comisión te proporcionarán un buen ahorro son de débito. Viaja siempre con otras tarjetas de crédito porque es más que probable que te puedan hacer falta a la hora de alojarte o, especialmente, de alquilar un vehículo.

Por último, guarda los tickets de compra para comprobar que no te han hecho un cargo duplicado.

Cada vez son más los bancos que ofrecen tarjetas para viajar al extranjero sin tener que pagar comisión. Es importante que te fijes en las condiciones de cada uno de ellos para así poder elegir la tarjeta que más se adapte a tus necesidades y a las características de tu viaje. En nuestra opinión, no tienes mejores opciones que las que te hemos indicado aunque la última decisión es tuya.